Comparte esta noticia con tus contactos

SANTO DOMINGO.- El movimiento islamista palestino Hamás reportó este domingo «intensos combates» con las tropas israelíes en la Franja de Gaza, en medio de crecientes llamados a aumentar la ayuda humanitaria al territorio palestino después de semanas de asedio y bombardeos.

 

Autoridades mundiales urgieron aumentar la ayuda al enclave gobernado por Hamás y manifestantes en todo el mundo llamaron a un alto el fuego, luego de que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, anticipó una «guerra larga y difícil».

 

Gaza, con más de 2 millones de habitantes, está sometida a intensos bombardeos israelíes desde el ataque perpetrado por Hamás contra Israel el 7 de octubre, que dejó 1.400 muertos, la mayoría civiles. El ejército también contabilizó a 230 rehenes capturados por los milicianos islamistas.

 

Los bombardeos de represalia provocaron 8.000 muertes en Gaza, de acuerdo con el Ministerio de Salud del enclave, en manos de Hamás desde 2007.

 

A pesar de los llamados a una tregua, Israel ha intensificado desde el viernes sus ataques aéreos y sus incursiones terrestres en el enclave.

 

«Nuestros combatientes libran actualmente intensos combates con ametralladoras y armas antitanque contra las fuerzas de ocupación enemigas en el noroeste de Gaza», afirmaron en un comunicado las Brigadas Ezzedin al Qassam, el brazo armado de Hamás.

 

Netanyahu prometió «aniquilar» al movimiento islamista en una guerra que será «larga y difícil».

 

Su ministro de Defensa, Yoav Gallant, informó por su parte que con las incursiones terrestres, se había iniciado una «nueva fase» de la guerra.

 

El ejército israelí indicó el domingo haber golpeado cientos de objetivos de Hamás e incrementado sus efectivos terrestres en el territorio. También dio parte de disparos de cohetes desde el enclave hacia el centro y el sur de Israel.

 

Saqueos a centros de acopio de la ONU

 

Decenas de miles de personas se manifestaron este domingo en Marruecos, España y Grecia para pedir un alto el fuego en Gaza.

 

En la república rusa de Daguestán, de mayoría musulmana, decenas de manifestantes invadieron el aeropuerto de Majachkalá tras el anuncio de que un avión estaba llegando de Israel.

 

La situación en Gaza se vuelve «cada vez más desesperada» a medida que pasan las horas, alertó el secretario general de la ONU, António Guterres.

 

La Franja está sometida a un bloqueo israelí terrestre, marítimo y aéreo desde hace 16 años, a lo que se suma, desde el 9 de octubre, un «asedio total» del territorio. Sus habitantes buscan desesperadamente comida, agua, medicinas y refugios.

 

La Media Luna Roja palestina afirmó que Israel bombardea repetidamente los alrededores del hospital Al-Quds, en el centro de Gaza.

 

La agencia de la ONU para los refugiados palestinos (UNRWA) informó de que miles de personas saquearon varios de sus centros de acopio en busca de harina o artículos de higiene.

 

«Esta es una señal preocupante de que el orden civil está empezando a desmoronarse», advirtió.

 

El primer ministro británico, Rishi Sunak, y el presidente francés, Emmanuel Macron, insistieron en la necesidad de un «apoyo humanitario urgente en Gaza», destacó la oficina de Sunak tras una conversación entre ambos.

 

Por su parte, Hamás urgió el domingo a Egipto actuar de manera «decisiva» para acelerar la entrada de ayuda Gaza.

 

Igualmente, el jefe de la Corte Penal Internacional, Karim Khan, advirtió de que «impedir la llegada de ayuda (a Gaza) puede constituir un crimen».

 

Ayuda a cuentagotas

 

En Rafah, en el sur de Gaza, Etidal al Masri hacía fila con la esperanza de poder comprar un poco de pan.

 

Los gazatíes «ahora debemos hacer fila para conseguir pan, baños e incluso para dormir», lamentó esta desplazada del norte de Gaza.

 

La ONU calcula que hay cerca de 1,4 millones de personas desplazadas en Gaza por los incesantes bombardeos y las órdenes de Israel de evacuar el norte del territorio.

 

Diez camiones con ayuda humanitaria entraron el domingo desde Egipto, elevando a 94 el número de vehículos que lograron entrar a Gaza desde el 21 de octubre, según la Media Luna Roja palestina.

 

El asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, pidió a Israel «tomar todas las medidas posibles (…) para distinguir entre Hamás – los terroristas que son objetivos militares legítimos – y los civiles que no lo son».

 

Netanyahu con familiares de rehenes

 

Netanyahu se reunió el sábado con los familiares de los rehenes, cada vez más descontentos por la «completa incertidumbre» que reina sobre su regreso, según Haim Rubinstein, su portavoz.

 

Cuatro mujeres fueron liberadas de momento y el líder del grupo islamista en Gaza, Yahya Sinwar, declaró estar dispuesto a un canje «inmediato» de los rehenes en su poder por los presos palestinos en Israel.

 

Las operaciones terrestres de Israel aumentan los temores a que el conflicto se extienda y que otros países decidan intervenir.

 

El presidente iraní Ebrahim Raisi, cuyo país respalda a Hamás, declaró que Israel había cruzado «las líneas rojas» al intensificar su ofensiva.

 

Las tensiones se multiplican en la frontera entre Israel y Líbano, con nuevos intercambios de disparos entre las tropas israelíes y el grupo Hezbolá.

 

La violencia también aumenta en Cisjordania ocupada, donde el Ministerio de Salud dio parte de más de 110 muertos palestinos desde el 7 de octubre.

Comentarios desactivados en Continúan intensos combates entre Israel y Hamás en Gaza