Comparte esta noticia con tus contactos

Santo Domingo.- Los fiscales que llevan a cabo la investigan del asesinato del ministro de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera, revelaron que Miguel Cruz acudió con la intención de matarlo al no haber conseguido la aprobación de unos permisos medioambientales para la importación de unas baterías.

Asimismo, por el caso las autoridades tienen bajo investigación a la empresa Aurum Gavia, S.A, en vista de que el acusado tenía documentos en originales en su poder con los que se solicitaban la importación de las baterías.

“La empresa había solicitado un permiso para exportar cinco mil toneladas de baterías usadas, pero el mismo había sido rechazado, pero lo habían reintroducido, las evidencias muestran que el imputado había estado tratando de que se le otorgaran multiples permisos, pero se quejaba de forma airada de que no le resolvían nada”, indican.

Inclusive, señala la investigación contra Miguel Cruz que el imputado había amenazado, hace menos de un mes, al consultor jurídico del Ministerio, Edilio Segundo Florián Santana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.