Comparte esta noticia con tus contactos

Santo Domingo.- Muchos están sorprendidos con las revelaciones de los supuestos actos de corrupción cometidos por la actual ministra de la juventud, Kimberly Taveras, y señalan que una serie de empresas y contratos donde se puede observar “la suerte” que ha tenido de obtener contratos millonarios con instituciones municipales de diferentes ciudades, después de haber cumplido su período como directora Municipal de la localidad de Guáyiga.

 

Asimismo, las informaciones fueron publicadas por la periodista Nuria Piera a través de un trabajo de investigación, donde evidencia como la joven ministra ha acumulado una enorme fortuna en el ejercicio de funciones públicas, a pesar de que hacen diez años, es decir para el año 2010, era una mujer pobre, según los testimonios de algunos de sus conocidos de su infancia.

 

En ese orden, el reportaje revela que gracias a sus influencias políticas, Taveras ha podido amarrar “negocios” con varias alcaldías del país cercanas al hoy partido oficialista, PRM, en donde sus empresas se han comprometido con proveer servicios de recogida de la basura lo cual nunca fue cumplido a cabalidad, según revelan regidores consultados.

 

Además,  se muestran las transacciones y detalles de su declaración jurada de bienes.

 

En los años 2010 y 2016 no presentó declaración jurada, lo que constituye una violación a la ley 311-14 sobre declaración jurada de patrimonio 1ur tienen que realizar todos los funcionarios entrantes y salientes.

 

Recordemos que la Ministra de la Juventud tras ser juramentada en dicha posición declaró poseer un patrimonio de 74 millones de pesos, lo cual provocó serias sospechas en torno a la procedencia lícita de una fortuna que nadie imaginó poseía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.